miércoles, 24 de febrero de 2010

Pasear a Neska




Hoy he ido otra vez a Parque Animal para sacar a la galga Neska un ratito por allí. También me he llevado al pequeñito blanco que esta con ella en la misma jaula porque me daba mucha pena dejarlo atrás. La sesion ha sido mejor que en una sauna......El chiquitin es super simpatico pero no sabe andar con correa así que se enredaba con la correo de Neska o en los arboles, o en mis piernas, saltaba, querría salir corriendo, en fin, volví sudando y seguro que tendré agujetas mañana, jaja. Pero también gracias a el, Neska paseaba mejor. Porque la otra vez que la saque andaba un poco y se quedaba quita. La tenia que animar para seguir, lo observaba todo. Tiene la típica mirada triste de un galgo que no esta en el sitio donde pertenece: en una casa con amor, comida y camita caliente. He visto ya muchas de estas miradas, pero también he visto como cambiaban cuando ya se daban cuenta que su martirio había terminado. Las fotos que publico con este articulo son de un galgo que llevaba ya 1 año en uno de los refugios con los que colabora GRH. Como ya llevaba tanto tiempo se lo llevaron a Holanda y allí esta ahora en una casa de acogida (le toco la lotería) Pues fijaros en la diferencia de la foto de cuando estaba en el refugio y de cuando ya lleva unos meses en la casa de acogida. ¿A que no parece el mismo?



Eso es precioso de ver y cuando ves eso sigues luchando para que algún día todos tengan esa cara de felicidad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada